¿Tienes que volver al trabajo después del día más mágico del año? | Vibra
Bienestar

¿Tienes que volver al trabajo después del día más mágico del año?

Vuelves de vacaciones, has hecho balance del año y no cumpliste nada de lo que te propusiste, has engordado 3 kilos, tienes sueño, te sientes pesada, estás cansada y además tienes que dejar a los niños con los abuelos. ¿Resaca vacacional? ¿Tienes que volver al trabajo? En este artículo te damos las claves para sobrevivir en la oficina después de las fiestas:

1. Empieza el día con buen pie. Trata de dormir 8 horas y pon tu despertador un poco antes. El mundo comienza con una sonrisa. Acuéstate un poco antes. Toma una buena ducha, desayuna como una reina y ponte guapa. Lo mejor para empezar bien el primer día es darte tiempo para ti e ir al trabajo con calma. Lo agradecerás.

2. Piensa en positivo. Comienza un nuevo año. Así que, si no alcanzaste tus propósitos el año pasado, el contador está a cero. ¿Te trajo carbón el Niño Dios? No te preocupes, tienes una nueva oportunidad para lograr todo aquello que te propongas. Cambia tu mentalidad y cómete el mundo.

3. Tómatelo con calma. Sabemos que hay demasiados correos en tu bandeja de entrada y que tienes unos objetivos marcados para este mes. Pero estresarse solo sirve para bajar tus defensas así que te animamos a practicar meditación y hacer un ejercicio inteligente, separar lo urgente de lo importante. Te ayudará a identificar tus prioridades en los primeros días. Como diría el refrán: “Vístete despacio que tengo prisa”.

4. Felicita la entrada de año a tus compañeros y dedica tu mejor sonrisa. Estar en contacto con la gente y compartir las experiencias vividas estos días tan emotivos hará que tu día sea mucho más llevadero. ¡Además, siempre puedes presumir de tus regalos!

5. Recupera tu rutina. Volver al trabajo te hará recuperar el equilibrio que todos necesitamos en nuestro día a día. Podrás disfrutar de tiempo para ti, recuperar los fines de semana sin compromisos familiares y volver a una dieta sana y equilibrada. ¡Bendita rutina! Tu salud lo agradecerá.

Por último, recuerda que tienes todo el año por delante para dar lo mejor de ti y lograr esa meta que tienes tan presente. Traza un plan de acción para lograrlo. No es un año, es una nueva oportunidad se presenta ante ti. ¡Año nuevo, vida nueva!

¿Qué te aburre de volver a la oficina tras Navidad?

Comentarios Vibra con Facebook

Back to top button