Curiosidades del mundo

Estos sí son amigos de verdad

Amigos los necesitamos para todo y en cualquier momento, pero debes tener en cuenta que debe ser el “amigo” para apoyarte en algunas de las siguientes situaciones que necesites.

7. El amigo con camioneta

Todos tenemos que mover algo, y aunque tú no, probablemente algún día te vas a comprar una tele o un sofá y lo tendrás que llevar a tu casa. Tarde o temprano, alcanzarás el límite de lo que puedes meter en el baúl de tu auto. Ahí es donde entra el amigo con camioneta. Puedes comprarte una jaula para osos y cargarla en su caja.

Sin embargo, ésta es una amistad con la que tienes que tener cuidado. Los dueños de camionetas en círculos de amigos que no tienen una, tienden a sentirse usados, especialmente si tienen problemas para decir no.

6. El amigo “que entiende de computadoras”

Esto es Internet, así que seguro que muchos saben de computadoras, pero hay un montón de gente que se aburre hasta las lágrimas con los detalles técnicos, procesadores, tarjetas de video, equipamiento de audio, etc. No es que seamos estúpidos como para no entender los principios, pero no todos tenemos ganas de comparar las pruebas entre diferentes marcas o de aprender la mejor manera de hacer funcionar algo.

Seguro necesitarás ocasionalmente comprar partes para tu computadora, para poder jugar un videojuego divertido o hacer gráficos en 3D. “Pero si ahora puedes sacar todo de Internet”, dirás, “a menos que seas un abuelo que no sabe lo que es Google”. Pero no es tan así. Además de algún artículo con una comparación entre productos, no hay adónde ir para saber cuál es la mejor impresora o monitor.

5. El amigo que te puede cuidar los chicos o las mascotas

Si tienes hijos o mascotas, algún día querrás ir a uno de los miles de lugares donde niños y mascotas no pueden entrar. Como dejarlos solos significa que podrías volver a una casa destruida y con todos los integrantes electrocutados por masticar cables, alguien necesita vigilar a estos monstruitos.

Como los detectives de la tele, muchas veces tienes problemas para encontrar a alguien con móvil y oportunidad. No es tan difícil dar con alguien que le dé el alimento al gato, pero ocuparse de un perro empieza a ser una dura faena, y cuidar a niños es un trabajo full time.

4. El amigo “en la industria”

Si quieres un trabajo en el cine, sabrás que tienes que conocer a alguien. Este alguien te guiará hacia la gente a la cual le podrás mostrar tu guion, tus lolas o conseguir un trabajo. Mucha gente no se da cuenta que esta industria se mueve de la misma manera que otras menos glamorosas como las aseguradoras o la contabilidad.

Hoy necesitas conexiones para conseguir un empleo barriendo pisos.

Existe un mito aceptado de que se consiguen “trabajos normales” en los avisos clasificados o mandando tu currículum al mail de una empresa. La verdad es que alrededor del 80% de los empleos no se piden públicamente. Algunas son contrataciones internas, pero un montón se toman por referencias y redes de contactos, donde alguien mete el currículum de un amigo, o del amigo del sobrino de un compañero de tenis.

3. El amigo “entrador”

Todos conocemos a algún sinvergüenza que nunca espera pacientemente en una cola o compra nada al precio de lista, pero que siempre trata de encantar al vendedor o al maitre para que le dé un trato especial, y usualmente lo logra.

Muchos de nosotros bajamos la mirada ante esta gente porque secretamente deseamos salirnos con la nuestra. Sé que si tratase de pasarle una propina al recepcionista de un hotel para conseguir una habitación mejor, de alguna manera algo saldría mal y me gritaría “¿está tratando de sobornarme?” mientras yo correría muerta de la vergüenza. Pero estas personas se salen con la suya siempre.

2. El amigo que puede encontrar buenos tratos

Esta es la clase de amigo que te puedes perder de descubrir si tomas la decisión incorrecta en un dilema moral menor. Casi siempre se revelan en inocentes conversaciones de grupo cuando vos mencionas unas vacaciones que tomaste y te preguntan cuánto gastaste, y reaccionan diciendo “Oh, no, eso es demasiado. Deberías haber chequeado tal agencia primero, yo vi tarifas a $400 la semana pasada”.

1. El amigo con beneficios (en el trabajo)

La versión sexual del “amigo con beneficios” está sobrevaluada. Preferiría tener un amigo que trabajara en Adobe, porque los empleados de Adobe pueden tener paquetes de software por 25 dólares y si consigo por ellos un Photoshop CS5 Extended (precio de lista U$S 1.000), me ahorraría U$S 975, que podría después usar para obtener sexo.

Más allá de las toneladas de lugares donde te gustaría tener un amigo para obtener descuentos, los amigos que tienen trabajos de servicios (como los médicos o abogados), también son útiles.

Piensa que tendrías que pagarle a un abogado para preguntarle nada más qué piensa sobre un asunto y te darás cuenta de cuán beneficioso sería tener un amigo que te ahorrara ese dinero diciéndote que no tienes posibilidades de ganar.

Otras grandes profesiones para tener amigos son chefs, especialistas en impuestos, empleados de Apple y asesinos a sueldo.

Nota relacionada: Sexo ¿entre amigos? aquí.

Fuente: Contexto 

Comentarios Vibra con Facebook

Back to top button