Pareja

Haz un análisis DOFA de tu relación

Aprende cómo hacer un análisis DOFA a tu relación, ¡y averigua cómo va!

Dicen que todo matrimonio (o relación) es una empresa. Sí, sabemos que suena muy frío y que deja de lado o pone en segundo plano lo que para algunos de nosotros es lo más importante: el amor, la pasión, lo divertido. pero la triste realidad es que cuando la pareja empieza a construir un futuro junto, hay que tener un poquito de visión empresarial.

Piensa que al igual que una empresa, tu relación amorosa puede triunfar o fracasar, prosperar y traerle bienestar a muchas personas aparte de ti o hundirse y llevarse la felicidad de muchos al fondo del océano, por eso es muy importante que hagas un alto en el camino en tu relación con un análisis DOFA (Debilidades, Oportunidades, Fortalezas, Amenazas), así podrás prevenir una crisis o identificar cómo reencauzar el rumbo si las cosas no están saliendo como las planeaste.

No te sientas culpable cuando a tu pareja se le agüen los ojos mientras le presentas los resultados de tu análisis DOFA, dile con mucho amor que tú, sencillamente, quieres lo mejor para los dos. Aclárale que tu idea no es juzgarlo, sino dejar de botarle energía a las bobadas y concentrarte en lo importante. La psicóloga Mª Del Carmen González Rivas explica en supermujer cada uno de los elementos del DOFA:

Debilidades: Son los aspectos frágiles en una relación de pareja, por ejemplo, la falta de tiempo para compartir, los problemas en la intimidad, etcétera. 

Oportunidades: En la pareja pueden ser aquellos momentos que se pueden aprovechar para ver cómo va nuestra relación, por ejemplo, cuando tenemos un rato para estar a solas, sin hijos u otras personas y podemos charlar de nosotros.

Fortalezas: Son los aspectos que benefician a nuestra relación, por ejemplo, lo que más disfrutamos haciendo juntos, las cosas que tenemos en común, etc.

Amenazas: Son factores que precipitan que haya una mayor inestabilidad en la pareja, por ejemplo, la falta de comunicación, la pérdida de la confianza en el otro, etcétera.

Haz una lista con cada una de estas categorías y piensa qué puedes hacer tú para minimizar las amenazas y debilidades y para sacarle provecho a las fortalezas y las oportunidades. Tú, por ser quien lidera el DOFA, debes ser quien lleve a cabo tanto el análisis como la implementación. Puedes involucrar a tu pareja, por supuesto, pero sin obligarlo, no querrás sacarlo corriendo.

¿Te parece que lo que te contamos puede ser útil? ¡Compártelo con tus amigas!

Facebook Comments

Etiquetas

Enlaces patrocinados

Botón volver arriba
Cerrar