Bienestar

Cómo destapar un oído lleno de agua, ¡anota estos tips!

Seguramente te has preguntado cómo destapar un oído lleno de agua, debido a que es un problema común; te damos algunos remedios muy buenos.

El cuidado personal incluye todos los órganos del cuerpo, donde claramente se incluyen los oídos, los cuales están expuestos a diferentes factores. Solo basta con ver por qué se calientan las orejas, algo que no es porque “están hablando de ti”, sino que se relaciona con los cambios bruscos de temperatura que alteran los vasos sanguíneos.

Pero para mantenerlos sanos también es necesaria una buena higiene, sobre todo en los más pequeños. Así que debes aprender cómo limpiar los oídos de un bebé, algo bastante sencillo, ya que solo necesitarás de una toallita y agua tibia. A propósito de esta última, es muy incómodo cuando entra en los oídos, por lo tanto te revelamos las causas y cómo solucionarlo. 

Por qué se mete agua en los oídos

Este es un problema que a prácticamente todo el mundo le ha pasado, ya que puede ocurrir tras tomar una simple ducha. Aunque la causa más común es cuando vas a la piscina o a la playa y sumerges la cabeza en el agua. Esta entra en los oídos, pero normalmente no pasa la barrera de cera y cuando lo hace es cuando se siente el molesto hormigo. Dicha sensación suele extenderse hasta la mandíbula o garganta, haciendo que incomode aún más. 

Tengo agua en el oído y me duele 

Cuando se presenta dolor es porque el agua ha atravesado la barrera de cera y se ha quedado en el oído medio. Allí es más problemático para que salga, pudiendo causar ciertas complicaciones que comprometen la salud del oído. En general la situación se soluciona por sí sola en unos días, pero cuando persiste podría causar condiciones como el oído de nadador, una otitis o una inflamación del oído externo. Sea como sea, se debe evitar sacar el agua con un bastoncillo o con el dedo, ya que hará que la cera entre más al oído y se selle más el tapón que impide la salida del fluido. 

Cómo sacar el agua del oído rápido

Estas son algunas de las técnicas más sencillas que puedes encontrar y se ha demostrado que funcionan. Puedes ponerlas en práctica en cuanto sientas que se te ha quedado agua atrapada. 

  • Sacude tu lóbulo: Esto es lo que se debe hacer inmediatamente. Inclina tu cabeza hacia abajo y sacude o masajea el lóbulo para que ayude a drenar el agua.
  • Acude a la gravedad: Acuéstate sobre el el oído tapado con una toalla para que absorba el agua que podría salir lentamente. 
  • Más agua: Aunque suene ilógico, es una técnica muy efectiva. Acuéstate de lado, llena el oído de agua con un gotero limpio y luego de 5 segundos pones el oído afectado hacia abajo. Esto debería hacer que toda el agua se drene. 
  • Bosteza o mastica: Cuando el agua se queda en las trompas de Eustaquio tu boca puede ayudar a abrirlos. Al bostezar o masticar chicle haces que se alivie la tensión de dichas trompas. 
  • Maniobra de Valsalva: También es buena para abrir las trompas de Eustaquio. Debes tomar aire, cerrar la boca y apretar ligeramente las fosas nasales con tus dedos. Seguido a ello soplas el aire de tu nariz, sin excederte. Si escuchas un estallido es porque las trompas de Eustaquio se han abierto. 
Foto de una mujer bostezando

Cómo sacar agua del oído 

Estos son otros de los remedios que puedes hacer en tu casa para que el agua salga. Con cualquiera de ellos estimularás la salida del líquido. 

  • Crea vacío: Para realizar esta técnica debes acostarte del lado del oído tapado. Lo pones sobre la palma de la mano creando un sello hermético. Seguido tienes que realizar movimientos hacia dentro y hacia fuera rápidamente para que haya succión. Luego quitas la mano para permitir que el agua salga. 
  • Usa una secadora de pelo: Es una manera para evaporar el agua que queda atrapada. Pones esta herramienta a la potencia mínima y a unos 30 centímetros de distancia. Muevela hacia dentro y hacia afuera mientras tiras el lóbulo hacia abajo, permitiendo que el aire sople tu oído. 
  • Utiliza vapor: Pon una taza de agua caliente e inclinas la cabeza hacia ella. Cubre tu cabeza con una toalla para preservar el vapor. Debes inhalar el vapor por unos 5 o 10 minutos y luego inclinas la cabeza hacia el lado del oído tapado.
  • Compresas calientes: Humedece un paño en agua caliente, no hirviendo, luego lo pones en la parte exterior del oído mientras se inclina hacia el lado afectado. Déjalo por 30 segundos y retira por un minutos. Repite el proceso al  menos 5 veces. 

Cómo quitar el dolor de oído por agua 

Lo mejor que puedes hacer es acudir a la farmacia y pedir un medicamento de venta libre. Estos suelen estar hechos a base de alcohol, haciendo que se favorezca la salida del agua además de la reducción del dolor. Se trata de las conocidas gotas óticas, las cuales también son capaces de matar las bacterias, retirar la cera y los residuos. Si el dolor persiste luego de varios días, debes consultar con un especialista para que te de un tratamiento adecuado. También puedes probar alguno de los siguientes remedios caseros. 

Remedios caseros para el dolor de oído cuando entra agua 

  • Prueba con gotas de aceite de oliva tibio, aplicando unas pocas con un gotero mientras estás sobre el lado opuesto al afectado. Luego de reposar por 10 minutos inclinas la cabeza hacia el oído afectado. Con ello el agua y el aceite debería drenar. 
  • Usar gotas de alcohol o vinagre ayuda a evaporar el agua atrapada, además de eliminar las bacterias o infecciones que se pueden presentar. 
  • Aunque no hay mucho respaldo, el ajo podría ayudar a eliminar el dolor y eliminar el agua atrapada. Extrae el jugo de un diente de ajo, pon 3 o 4 gotas en el oído, recuéstate al menos un minuto con el oído afectado hacia arriba y luego deja secar naturalmente. 
Foto de un gotero dejándo caer una gota

¿Sabías cómo destapar un oído lleno de agua? Deja tu respuesta en los comentarios de esta nota y, ¡no olvides compartirla en tus redes sociales!

Vibra también con…

Comentarios Vibra con Facebook

Back to top button